Imprimir
III Congreso Internacional Historia a Debate Santiago de Compostela

IV Congreso Internacional Historia a Debate
Santiago de Compostela, 15-19 de diciembre de 2010

Dirección

 


 Ponencias aceptadas

Autor

Jose Enrique Ruiz Domenec (Universidad Autonoma de Barcelona, España)

Titulo

¿Por qué debemos conocer la historia de Europa?

Texto breve

El futuro de España pasa por Europa. Ese mensaje de los responsables políticos de la UE debe hacer pensar a los historiadores. Apenas hemos dejado el siglo XX, pero sus luchas, ideas y dogmas continúan vivas. El pasado reciente, el que conocemos como "guerra fría" es el más difícil de conocer y de comprender. Pero durante esos años (de 1948 a 1989) no solo se produjo uno de los procesos acelerados más intensos en la historia europea, sino también una transformación del oficio de historiador de incalculables efectos sociales, políticos y culturales. Desde la nueva historia vinculada a los estudios de larga duración, con Braudel a la cabeza, hasta las horas cálidas del izquierdismo de los años setenta, con infinidad de relecturas del Capital por los estructuralistas el estudio de la historia se cernía sobre el porvenir de Europa. Luego, con la cada del muro, las lecciones del

pasado se convirtieron en temas de debate y se abrió el paso a una comprensión global de Europa en su historia, lejos de los lugares comunes y de esa identificación que no por repetirse es verdadera que identifica Europa con Occidente. Los grandes acontecimientos que jalonaron el cambio de siglo (y de milenio) fueron quizás una coda excesiva del siglo XX, pero en ellos Europa avanzó en el estudio de su pasado. El reto futuro consiste en situar personajes o momentos particulares que en otro tiempo significaron brechas en el régimen de historicidad europeo; pensemos por ejemplo en Gavrilo Princip, cuyo perfil deberá debatirse en serio en 2014, con ocasión del centenario de su atentado que dio paso a la Gran Guerra, esa caída en el abismo de la noche a la que Europa se dejo llevar sin crítica alguna en medio del mayor banquete cultural de todos los tiempos, cubismo, expresionismo, dodecafonismo, cine, literatura, teatro, urbanismo, medicina o física. Para el resto del mundo, Europa es un referente; por eso debemos conocer su historia para saber explicarla bien a quienes se fijan en ella para su desarrollo.