Debates


Tradiciones Inventadas

 
Amigo Carlos: ¡amén!

En un certamen de fasificadores de la Historia, sin duda alguna, la Iglesia católica, se llevaría el Primer Premio "cum laude". Pero... ¡que sosa y ramplona sería contar el pasado, sin las apariciones de Santiago matamoros, las levitaciones de la Pilarica, las adivinanzas de Fátima, las curaciones de Lourdes, los viajes astrales de Loreto..., ascensiones, resurrecciones, sábanas mágicas, licuaciones sanguinolentas, ulceraciones y llagados, revelaciones, transformaciones, permutaciones, transmiguraciones, ubicuaciones y demás maravillas de milagrerios y demás prodigios...!

¡Seamos serios! Un buen milagro "vende" mas que cien mil folletos turísticos en color y que la macro-colección de ladrillos rotundos de M. Pidal. Y no digo nada del patrioterismo, por que aquí, el Ejército y su trama civil (Academias, Universidades, Fundaciones históricas, CSIC, etc.), se llevan la palma: Heroicos alcázares, batallas libertadoras, caudillos providenciales,
rendiciones ejemplares, Tambores de Sampedor, Héroes de Cavite, Juramentos de Santa Gadea, rendición de Boabdil el Chico, gloriosos Doses de Mayo..., alcanzan la categoría de Mentiras Inefables del "España es así" franquista. ¡Recuperemos la sonrisa! y sustituyamos la enseñanza de la Historia, por el de la Leyenda Histórica, que es mucho menos plúmbea, divertida y susceptible de modular la sorpresa y el dramatismo del relato, a gusto de "historiador" y/o de su auditorio.

Un saludo informal de un escéptico de las felicitaciones.

Floren Dimas.

www.galeon.com/florenciodimas