Historia Inmediata


Atentados en el País Vasco


Muy respetuosamente

Creo que la existencia de terroristas "peores" que ETA no minimiza para nada el accionar de tales terroristas. Ni los vuelve amables el hecho de que avisen cuando y donde pondrán sus poco "amables" explosivos.

Son terroristas, simplemente, tanto como lo sonlas bandas más conocidas o más desconocidas, mejores o peores. Simplemente son pobres seres que matan, incapaces de practicar la tolerancia. Una minoría elitista que, supongo, tienen un terrible complejo de inferioridad y entonces llaman la atención desde la cobardía y desde el terror, si otro destino ni otra meta que la muerte.

En pos de inasibles teorías que, en vez de defenderlas, las ensucian, a casi treinta años del entierro del monstruoso asesino fascista Francisco Franco, ETA no ha salido de ese tiempo y prolonga el sufrimiento y la angustia. Si alguien no se entera del "amable" aviso y pasa en las cercanías de la "amable" bomba, ese ser humano muere "amablemente" asesinado por la totalitaria disposición del "amable" terrorista, convertido en momentáneo "caudillo de España", que hacía lo propio.

Es ´fácil hacer frases pomposas. Es fácil suponer que la calidad de vasco convierte en seres superiores a ETA, conforme claros y nazifascistas pensamientos recistas que hacen suponer que un vizcaíno es "superior" a un gallego, a un catalán, a un andaluz, un asturiano, un griego, un negro, un chino o un georgiano...

No es así. Todos somos iguales, en cuanto seres humanos.

Y creo, solamente, creo, ya que noy dueño de verdades absolutas, que el mundo no necesita del peculiar y ruidosmante mortífero esfuerzo de estas "amables" personas que portando bombas y avisando -salvo cuando se olvidan y piden perdón, como en Hipercord- hacen revivir en pleno siglo XXI el cavernario grito de quein debiera ser su ídolo, el general José Millán Astray. ¿Se acuerdan del aullido aquél de "¡Muera la inteligencia! ¡Viva la muerte¡"

No creo, no lo,puedo creer que la mayoría de las personas que habitan el Euzkadi estén, por así, decirlo, felices con el terrorismo.

Si viviera en España yo sería republicano y no pondría bombas. Nunca, nunca son amables. Son letales, como el pensamiento y la acción de Millán Astray y de todos los terroristas. No son los maquis que lucharon contra Hitler. Cayó Hitler y cesaron la resistencia contra Hitler. ¿O me equivoco?

Muy respetuosamente

Enrique Pereira
Unión Cívica Radical
Entre Ríos, Argentina