Historia Inmediata


Perú


Estimados colegas y a Leonardo Molina,

Leonardo yo también me encuentro preocupada por las relaciones entre Perú y Venezuela. En el caso peruano, los medios de comunicación se encargaron de estereotipar hasta el límite la figura de Chávez, el Presidente de Venezuela, plasmando tanto a nivel televisivo, radial o a través de la prensa escrita a un hombre que se erige como el baluarte de la dictadura. Recuerdo una bella experiencia durante mi estadía en Quito, conversaba con el agregado cultural de Venezuela que era compañero de estudios mío, esta persona era fiel creyente de la democracia y en la coyuntura de cambio, en clase, le preguntó nuestro Profesor de Curso de Relaciones Internacionales, sobre cuál era su postura frente a lo que se creía era una catastrofe "la elección de Chávez". Mi compañero de clase respondió "no comulgo con Chávez, pero mi país necesita de Chávez y apoyaré el gobierno de Chávez". Esta respuesta para mi significó un indicador de cómo hay grupos de poder que pese a no comulgar con tal o cual otro grupo, van a hacer lo mejor por su país.

El Perú es una nación diversa y pluricultural, la historia de región a región es diferente, los intereses son diferentes como consecuencia de ello; sin embargo, no he visto o he visto a muy pocas personas que estando ubicadas en un grupo de poder, piensen más en el Perú como nación que en su posición, esto último lo puedes analizar en el discurso cotidiano y en la decadencia de valores dentro de cada partido político donde los líderes ahora aducen que ya no son jovenes soñadores sino hombres prácticos y maduros, por ello ofrecen tal o cual prevenda a quien vote o trabaje con  ellos.

Hasta qué punto la sociedad comienza a preguntarse el por qué se le da tanta importancia a quien ya perdió una elección como es el caso del señor Ollanta Humala, es sintomático que hay una inseguridad por parte del patido ganador.

En el fondo, el Perú es una invención política, con autoritarismo, es receptor de la democracia que ha exportado y sigue fomentando Estados Unidos, Lowentall tiene un interesante libro respecto al tema "Exporting Democracy". Y Held, un estudioso de las Relaciones Internacionales y de las Ciencias Políticas establece tres tipos de democracia, los países de América Latina no poseen la democracia estadounidense, ahora y como ha sido común en el Perú viviremos una democracia unipartidista. Si analizamos la historiografía latinoamericana encontraremos caudillos y figuras fuertes en la construcción de cada nación, más la existencia de una transición democrática en Perú que sea un continuum y donde prevalezcan los intereses de la mayoría por sobre los "de los menos", estoy segura que jamás ha existido, lo cual afirmo gracias a mis experiencias en el interior de mi país en la zona del norte, en el centro, en el sur y en la Amazonía con las tribus aborígenes donde el concepto de nación y de democracia no llego, el por qué, la respuesta idónea sería el centralismo.

A mi me interesaría mucho saber también cómo se va desarrollando la visión del "otro" que somos los peruanos para los venezolanos. A los peruanos, se les vende un interés mezquino por parte de Venezuela por liderar en América del Sur, obviamente con la intención de vendernos el mito un proceso no conveniente para el Perú. No es tanto extrañeza lo que me causa sino hasta me parece que los lideres convierten a la política, que es la preocupación por la "polis", es decir por la nación, en un juego de marionetas las cuales son movidas de acuerdo a la conveniencia del poder más no de las necesidades de la Sociedad Civil.

Si desas mi opinión en relación a la retirada del Embajador en Venezuela por parte del Presidente Toledo me pareció una torpeza, no tuvo manera más evidente de expresar "yo apoyo a Alan García". De igual manera, creo que tu presidente podía expresarse como quisiese de quien no era aún un mandatario de Estado, eso significaba que el Presidente Chávez daba rienda suelta a sus pasiones más el señor Toledo también y quien a mi parecer obró de manera poco inteligente fue el actual Presidente de mi país. A lo cual agrego, lo que venía afirmando anteriormente, el Presidente Chávez podía opinar lo que deseaba de quien desease pues si de democracia hablamos, el podía hacer uso de ella, y el Perú no le podía increpar nada pues su discurso es netamente democrático, lo cual no respeto tampoco el señor Toledo tan creyente de la democracia.

Estaría gustosa de continuar intercambiando ideas y vivencias de nuestros paises.

 
Mg. Yeni Castro Peña
Latinoamericanista de la Universidad Andina Simón Bolívar (Quito- Ecuador).
Estudió historia en la Pontificia Universidad Católica del Perú.
Miembro Correspondiente e Investigadora del Instituto Panamericano de
Geografía e Historia sede Perú.
 

 

Volver