Historia Inmediata


Chávez


Estimados compañeros de Historia Inmediata.

Me gustaría aoprtar una serie de reflexiones al debate abierto sobre el Chavismo y su significación dentro de la estructura social venezolana. En primer lugar felicitar las aportaciones de los compañeros venezolanos a este debate. Creo que es la primera aportacion extravenezolana que se envía por lo que considero que mis pensamientos pueden ser enriquecedores para ustedes desde el punto de vista de la óptica externa del chavismo y de la actual situación venezolana. Por supuesto no intento erigirme en eminente investigador de la estructura político-social venezolana, pero si creo que la apertura del debate a un punto de vista supranacional puede ayudar a abrir las miras de un discurso que está planteado hasta ahora por y para venezolanos. Interesante el devenir de la figura de Chávez, interesante el segimiento cronológico del movimiento insurgente revolucionario a lo largo del siglo XX; interesante, pero anecdótico y falto de cualquier relevancia. Es decir, ¿qué pretenden aportar realizando un panegírico de la vida de Hugo Chávez?, ¿Qué muestran con ello?. En mi opinión este debate se caracteriza por una bella forma pero con un inexistente fondo.

¿Un debate sobre el chavismo? Perfecto. La coyuntura en la que Chávez llega al poder es importante, sin duda, y también lo que ustedes explican, pero eso no es más que el punto de partida. Desde la llegada de Chávez al poder en 1998 ha sido refrendado por las urnas en siete ocasiones, hablemos pues de lo que ha conseguido el pueblo venezolano en este tiempo. Una constitución nacional que es un logro para las libertades cuando analizada desde una óptica objetiva se encuentra llena de restricciones al pueblo venezolano en el modo de elegir a sus representantes políticos. La victoria del Chavismo afecta del mismo modo a la universidad y se puede constatar un proceso encaminado a sustituir la academia "atrasada" y "reaccionaria" por jóvenes valores.Desde el momento en el que la Universidad se vende al régimen político desaparece cualquier posibilidad de que la intelectualidad del país mantenga una posición neutral, objetiva y crítica.

Precisamente acerca de esta pérdida de la objetividad quería escribir ante la aparición en escena de la "Ley de Ética Informativa". Es decir, ¿sólo se puede opinar de lo que le guste al poder?, ¿por qué?, ¿Qué miedo puede tener un gobernante apoyado por una mayoría que vence en siete comicios alternativos a la voz discordante de la prensa?, ¿Qué miedo puede tener un gobernante democrático a las manifestaciones pacíficas ya sean éstas convocadas por la CTV, por Fedecámaras o por quienquiera que sea la voz discordante?. Si los valores democráticos se demuestran amenazando con el stado de excepción y animando a los partidarios del régimen a que salgan a la calle a enfrentarse a los que no consideran que la aportación del gobierno sea la mejor o censurando las opiniones libres de los ciudadanos estamos ante una democracia muy cercana al franquismo. Sí no me refiero a un régimen similar al cubano, pero sí al dictador español... Y en el fondo, ¿no son más las similitudes que las diferencias?

Como última apreciación indicarles que desde Historia a Debate se presenta la oportunidad de hablar, debatir y dialogar sobre cualquier tema y desde cualquier planteamiento y ésta es la mayor ventaja que presenta. Sin embargo no debería ser éste el foco sobre el que debatir opciones políticas y yo no lo pretendo. Tan sólo desde el punto de vista del avance de la disciplina histórica y de la posibilidad de la confección de una Historia Inmediata quisiera prevenirles de la desventaja que puede tener el hecho de que sólo se pueda pensar o sólo se pueda decir lo que el gobierno quiere que se piense o se diga, tanto si estamos o no de acuerdo con lo que el gobierno piense.

Profesor Victor López
IES Corona de Aragón
Zaragoza (España)
profviclopez@yahoo.es