Tablón de Anuncios


Revistas


En respuesta a (HaD. Manifiesto 90)

Lamento contradecirte pero no creo que las últimas discusiones hayan sido estériles, ni tampoco creo que uno deba ( ni pueda) abandonar su modo de ver el mundo ni la sociedad cuando interviene en estas discusiones. Todos nosotros (lo querramos o no) tenemos una ideología, una mirada que no puede olvidarse cuando nos referimos a determinados temas históricos que son casi contemporáneos..... yo no solamente leí en los libros la historia de los últimos 30 años en mi país, la padecí..... Y lo mismo podría decir de la historia de América Latina.

Eso significa, nos guste o no, que hay temas (como la dictadura de Pinochet, o la argentina, o la Revolución Cubana, si querés) que para muchos de nosotros son parte de nuestras vivencias..... Alguno podría decir que eso nos quita objetividad histórica, y es cierto, por eso siempre me he negado a investigar temas tan contemporáneos (a mí, para empezar) pero no significa que no pueda emitir mi opinión cuando otro colega lo hace en las mismas condiciones que yo..... para mí hay temas en los que no puedo ser objetiva, y sospecho que si hay tanta virulencia en algunos intercambios es que no soy la única.

No creo que crear un nuevo paradigma signifique olvidar lo que nos ha pasado, o en todo caso que nos llevará el suficiente tiempo como para comprender que solo la justicia permite el olvido y el perdón. Precisamente por que no ha habido justicia, las discusiones sobre el pasado reciente aparecen con tanta fuerza, me parece. Tenés razón e que el historiador no es un juez. No juzgo en cuanto historiadora, sino en cuanto "padecedora" de la historia. y no creo que nos haga bien como comunidad de historiadores y , por tanto, de personas pensantes, esconder la basura contemporánea debajo de la alfombra.

En cuanto a cambiar la historia de la humanidad, esa sí que es una utopía. La historia fue y no está en nosotros cambiarla, si querés podemos cambiar nuestra metodología, elmodo de abordarla, revisar temas con otra óptica...... lo que no podemos hacer es cambiarla. Acepto en que a lo mejor podríamos ser menos intolerantes, pero no en que seamos menos radicales....

Acá estamos para debatir, y hay muchos temas y espacios para hacerlo. Por tanto, me parece que habrá que tener la tolerancia de aceptar que a veces se escriben cosas que hieren la sensibilidad de gente que, además de historiadores/as, son personas que han sufrido y formado parte de los vaivenes históricos de esta sufrida América Latina. Y jamás he creído que como científicos sociales "tenemos que mostrar y ostentar una serie de conocimientos y cualidades que van más allá del sentido comun" (¿?). Te recomendaría que leas los últimos textos de Hobsbawm, espero no te ofendas....

Como formo parte de quienes creen que toda discusión es saludable, aunque sea para saber quien es quien y como se planta frente al mundo y al pasado, no comparto algunas de tus ideas aunque como ves, las he leído.

Lic Silvia Bayon
Maestría en Cs Sociales
Univ de Lujan - Argentina