Historia a Debate


HaD  en defensa de la universidad pública

 
Estimados amigos españoles de HaD:

Apoyo vuestra actitud, que es también un fuerte apoyo a los alumnos, que constituyen la razón de ser de las universidades públicas.

María Inés Carzolio
(UNR-UNLP) Argentina

++++++

Querido Carlos.

Suscribo plenamente todas tus opiniones y les deseo que la marcha de mañana, tenga un verdadero impacto. No es posible que sigan acumulándose lo embates contra la educación pública y muy particularmente contra las Humanidades.

Un abrazo fraterno para todos.

Norma de Los Ríos.
Facultad de Filosofía y Letras.
UNAM.

+++++++

Desde México apoyamos la huelga general por defensa de la educaciónpública y por el derecho universal de ser parte de este mundo.

Dr. Francisco Alberto Pérez Piñón
Chihuahua, Chihuahua, México

+++++

saludos nuestra solidaridad hacia la lucha de los universitarios de España en defensa de la educación pública. Hoy en Venezuela recorremos el camino inverso al que transita la vieja Europa. Mientras aquí se profundizan los derechos sociales y laborales, allá se recortan y eliminan.

Roberto López. Universidad del Zulia. Maracaibo. Venezuela

+++++++

Amigas de HaD/HI:

Es saludable ver que en España y Chile los estudiantes y profesores paren y declaren huelga en defensa de la educación pública gratuita.

En Bolivia los profesores y estudiantes de las Universidades han declarado una reciente huelga en apoyo a los médicos que rechazaron el DS 1126 que repone las ocho horas laborales (que fueron reducidas a seis en 1965). Luego de 45 días de paro movilizado los médicos lograron que el gobierno declare al DS 1126 en suspenso (mediante otro decreto), en tanto se convoque a la Cumbre Social de Salud, para discutir el problema de la salud pública en Bolivia de forma estructural.

En esa coyuntura, estudiantes y docentes universitarios, exigieron que la ley financial (la que aprueba el Presupuesto General del Estado) no afecte a la autonomía, es decir, en el fondo, exigían un incremento de sueldos a los docentes. El tema se discute en una mesa de trabajo entre representantes de la Universidad Pública y el gobierno. Lo interesante del conflicto es que el gobierno aceptó que el 5% de las contrataciones laborales del Estado vengan a través de las Pasantías estudiantiles, con lo que se logró un nuevo beneficio a los estudiantes que deciden graduarse por las modalidades de trabajo dirigido y proyecto de grado, que generalmente se realizan mediante pasantías en instituciones estatales.

La educación primaria, secundaria y superior en Bolivia es gratuita. En el caso de las universidades, desde 2006, el Estado dispone recursos provenientes de los impuestos directos a los hidrocarburos para la investigación científica, el equipamiento de laboratorios científicos y la infraestructura universitaria. Estos recursos son adicionales a los que dispone el TGE para el gasto corriente (pago de sueldos a administrativos y docentes y gastos administrativos de las universidades), y las que proceden de los recursos de coparticipación tributaria. Es tal el volumen de recursos económicos procedentes del IDH que las universidades no logran ejecutarlo en su totalidad, y no siendo reversibles al TGE, estos quedan en cuentas fiscales a disposición de las universidades. En Bolivia los recursos económicos han dejado de ser un problema para el desarrollo de las universidades. Paradójicamente, a pesar de garantizarse los recursos suficientes para la educación superior, la comunidad universitaria para y se moviliza contra el gobierno del presidente Evo Morales.

Por lo demás, existen recursos adecuados y suficientes para atender las necesidades de la educación primera y secundaria fiscal. Recientemente se ha dotado de ordenadoras personales (tipo notebook o laptop) a la totalidad de maestros de escuelas y colegios, con una biblioteca electrónica de miles de títulos. Este sector también ha parado exigiendo aumentos salariales mayores al 8% que ha dispuesto el gobierno sobre la masa salarial de este sector, al igual que al sector de salud, superiores al del resto de los trabajadores. Dicho sea de paso, los servidores públicos no reciben aumentos salariales desde 2006.

Luis Oporto Ordóñez
Archivo y Biblioteca de la Asamblea Legislativa Plurinacional
(Bolivia)

+++++++
 
 

 


 

Volver