Debates


Historia y ética


[Nota: respuesta a mensaje nº42]

Señor Don Juan Antonio:

Le diré que estamos hablando del deber ser del historiador y del historiador tal cual es.

Creo que el historiador por respeto a la  historia como ciencia (y a sí mismo) tiene el deber de ser lo más objetivo que le permitan sus posibilidades (recuerde Ud. que las propias fuentes pueden estar sesgadas por el "espíritu de partido" para darle algún nombre).Sin embargo, el historiador es una persona humana históricamente condicionada y a veces (aún a pesar de sí mismo) no puede eludir en verse comprometido. El caso que le voy a citar corresponde a un historiador de la Edad Media Temprana del Próximo Oriente , se trata de Procopio de Cesarea, escribió varias obras apologéticas de Justiniano , siguiendo la metodología de Tucídides. Pero a la muerte del emperador publicó su Historia Secreta donde relata "la cara oculta" del esplendor justinianeo. Por ello para analizar la obra HISTÓRICA de Procopio de Cesarea hay que leer sus obras completas y efectuar un balance.

Cabe una tercera posibilidad, que el historiador de buena fe , por que está convencido que la causa es justa se comprometa con ella y manifieste tal compromiso en su trabajo historiográfico, esto es válido  (desde el punto de vista de la libertad de conciencia) aunque convengamos no muy científico y en ese caso más que trabajo histórico puede ser analizado como un ensayo con perspectiva histórica, de cualquier modo si está bien hecho (hay más grano que paja) puede servir para contrastarlo con otros trabajos que traten el tema.

Este debate creo que será fructífero pues está muy lejos de agotarse.

Cordialmente

Ricardo Gustavo Espeja
Córdoba  Argentina
Universidad Nacional de Córdoba