Debates


Positivismo


Sr. Marcos Sánchez

Soy un convencido de que al tratar de interpretar los hechos, o al mostrar nuestra opinión sobre los mismos, no estamos haciendo historia. Antes bien, la traicionamos.

He puesto varias veces este ejemplo y mis contradictores hasta el momento, no lo han rebatido ¿Podemos creer en la descripción que hace Suetonio sobre la vida de las cortes romanas, cuando fue un enemigo de ellas? ¿Si serían ciertas todas las atrocidades que de ella cuenta un personaje que las odiaba, porque Adriano lo expulsó de las mismas? ¿Podemos pensar que su opinión no desvirtuó los hechos, transformándolos en lo que hoy conocemos?

La historia nos habla de una Esparta vigorosa, guerrera, que era invencible y el azote de los pueblos vecinos. Esa misma historia, nos habla de los atenienses como intelectuales casi puros, dedicados más a cultivar el espíritu que el cuerpo. Sin embargo, Herodoto vierte opiniones contrarias en sus Nueve Libros de la Historia. Esta opinión de Heródoto...¿Tiene alguna validez si sabemos que sus viajes eran subvencionados por los gobiernos atenienses? ¿Son creíbles los conceptos que vierte en contra y en favor de uno y otro pueblo, en tales circunstancias?

¿Cuánto de fe le merecen a Ud. -apreciado amigo Sánchez- los relatos "históricos" de la literatura hebreonorteamericana sobre las atrocidades cometidas por los nazis en la Segunda Guerra Mundial? ¿Se le puede conceder la condición de histórico a un documento escrito por jefes nazis negando a Auschwitz? ¿Cuánto crédito le concede a las informaciones de prensa que relatan los sucesos de Irak y Afganistán, las agencias noticiosas de Estados Unidos?

¿Se le puede creer a un historiador cubano del exilio lo que cuenta sobre el régimen de Fidel Castro y de la vida en Cuba? ¿Se le puede creer a un miembro de la comunidad castrista de la Isla cuando refiere la historia del Mandato Revolucionario?

Para el Bicentenario de nuestra ·Independencia" de la Corona Española, me propongo escribir en mi página, de manera muy breve, las dos historias de Colombia. La que se imparte en los planteles y la que cuentan los documentos que reposan en en el Museo Nacional, y espero su opinión al respecto.

No soy - y jamás lo seré- mesiánico. Estoy abierto al diálogo, pues mi palabra no es un acto de fe, ni cosa parecida. Pero me da la impresión de que estamos camino al despeñadero, cuando opinamos al narrar un hecho. Caa vez se hace más cierto aquello de que "La historia la escriben los vencedores" y nosotros -como profesionales o vocacionales de esta discplina- vamos perdiendo terreno frente a quienes nos escuchan o nos leen, pues ya no nos creen tanto como antes.

Lo invito, amigo Sánchez, a que continuemos este debate que no es estéril. Estoy seguro de que, contra lo que muchos piensan, de esta controversia, la verdad emergerá triunfante.

Un abrazo desde Barranquilla

Pepe Sánchez

Químico, Periodista y Humanista Emérito de la Universidad del Atlántico
www.pepecomenta.com
www.caribesano.com
www.emisoraatlantico.com.co