Querido Carlos, la vía de comunicación que habeis creado puede morir de éxito. Agobia la acumulación de mensajes a cual más interesante. Por esto en principio no me parece nada mal vuestra interposición con toda la responsabilidad que conlleva. Os dais el trabajo de cribar, de ejercer la censura en el único sentido no innoble de esta práctica, el ilustrado. El problema, hoy como hace un par de siglos, es el de la determinación del criterio. Bueno, pues comunicamos historia, es lo que me dices de no girar actualidad siempre, habremos de convenir, que no venga a iluminar tiempo previo ni a poner en entredicho respresentaciones imperantes en la historiografía. Ésta es al fin y al cabo la razón expresa y razón óptima de la entrada en liza de Juan Paz desde Ecuador. Como luego, en su segundo mensaje, indica unas direcciones electrónicas, las de unos periódicos caseros, donde ampliar información y ésta ahí mas bién resulta de parte muy cargada, podría añadirse, por contrarresta, al menos otra: http://conaie.nativeweb.org . Pues ya hay mensajes que se interesan, y puesto que el asunto importa a una historia contemporánea que sencillamente ignora a la humanidad indígena, os agradecería que cursaseis éste. Prometo solemnemente no incidir en actualidad si no ilumina historia ni cuestiona historiografía.

Os reitero mi reconocimiento y envío un cordial abrazo.

Con saludos para [email protected], Bartolomé.

Bartolomé Clavero
Facultad de Derecho
Universidad de Sevilla
E-41004, Sevilla, España
Tf y Fax: 34 95 455 1304
E-m: